Si Quieres Adelgazar Evita Esto

Siempre que nos proponemos perder peso empezamos a hacer algunos cambios. Ya sea porque nos queremos ver perfectos en la fiesta de casamiento de un amigo, para sentirnos mejor con nosotros mismos o por órdenes del médico, en algún momento este es un camino que todos emprendemos (salvo esos flacos empedernidos que no engordan sin importar lo que comen :D).

Hay una base de conocimiento, cosas que todos pensamos de inmediato: comer menos con harina, azúcar, dejar de tomar refrescos o gaseosas, y en la medida de nuestras posibilidades agregar ejercicio.

Desde Superar Fitness siempre recomendamos primero que nada saber cuántas calorías diarias necesita nuestro cuerpo para funcionar de manera correcta. Luego, en orden de mantener un equilibrio y estar estables con nuestro peso, llevar un control de esas calorías diarias que consumimos.

Cuánto más rigurosos seamos mejor. Y aunque contar calorías puede ser algo tedioso o hasta imposible si vivimos a las apuradas, nos garantiza en cierta forma que mantendremos estable nuestro peso.

Si para ti es muy difícil esta práctica, entonces nuestro consejo es que al menos mires las etiquetas de lo que comes y lleves una idea. Eso es suficiente para no generar enormes diferencias entre lo que necesitamos y lo que efectivamente comemos.

Contar calorías es un tema importante y bastante común. Es por esto que es lo más normal ver a alguien cambiarse del refresco común a su versión “diet” o “light”, y es que tiene total sentido, son cero calorías.

Pero he aquí que esto es un error -grave- a la hora de querer adelgazar. Y como informarnos nos hace tomar buenas decisiones, hoy compartimos contigo razones por las que no debes tomar refrescos o bebidas light.

Razones para evitar los refrescos dietéticos:



◘ Contienen varios ingredientes que son perjudiciales para la salud:

Y nos vamos a dar el lujo de no entrar en la larga y entreverada discusión con respecto al endulzante que sustituye el azúcar, el aspartamo, si es o no cancerígeno, o tantas otras cosas que se dice él.
En los refrescos encontramos ingredientes como el ácido fosfórico que puede llegar a ser letal para un ser humano. Por supuesto nunca van a agregar una cantidad tan grande como para matar a nadie, pero ¿por qué exponer nuestros cuerpos a algo tan malo?
Este ácido al igual que el ácido cítrico (otro ingrediente que encontramos comúnmente) afectan incluso al esmalte de nuestros dientes, debilitándolo y dejándolos expuestos a las caries.

Otro ejemplo es la cafeína, hay muchísimos estudios que concluyen lo mismo, no es buena para la salud. Entre otros efectos la cafeína afecta directamente nuestro nivel de estrés. Cuándo nuestro cuerpo está bajo situación de estrés produce una hormona llamada cortisol, esta hormona es importante para el cuerpo pero cuando se genera en exceso tiene un gran impacto en el aumento de peso y más específicamente en el aumento de la grasa corporal.

Te invitamos a que puedas leer los ingredientes de un refresco y luego informarte más sobre el efecto de esos ingredientes en el cuerpo, te puedes sorprender de lo que le ponen.

 Hace que comamos porciones más grandes:


En pocas y sencillas palabras, comemos más. ¿A quién no le gusta acompañar una rica comida con un refresco bien frío? jeje. Es normal, pero también es normal que esa combinación nos haga comer más. Principalmente por 2 razones:
1- No nos producen una sensación de saciedad, por lo que ingerimos más alimentos.
2- Con los refrescos light incluso “nos perdonamos comer más” porque al menos estamos ahorrando esas calorías.
Pero como decíamos antes, contar calorías es importante y cuidar las porciones de lo que comemos es clave.

 Enlentece nuestro metabolismo:


Y tal vez sea el punto más importante que tenemos para compartir contigo. Todos conocemos a alguien que sin importar lo que come nunca engorda. Y es que su secreto probablemente esté en un metabolismo muy alto que quema todo lo que come. Incluso a veces notaremos el caso contrario “asimilamos todo lo que comemos” una frase muy usada. Es cierto, un metabolismo afectado, lento, puede que nos traiga muchas complicaciones queriendo mantener estable nuestro peso. Aún respetando las calorías diarias de las que venimos hablando!

Trataré de explicar el proceso metabólico en pocas palabras. El metabolismo es el proceso que nuestro cuerpo hace para convertir los alimentos en energía. Esa conversión es mediante una combustión. Toda combustión necesita de aire (principalmente por su contenido de oxígeno), nuestro proceso metabólico necesita de oxígeno para hacer esa combustión y poder convertir algo que comimos, en algo bien pequeño con qué alimentar a nuestras células.
Sin irnos más lejos y complicar más la cosa, los refrescos disminuyen nuestros niveles de oxígeno y enlentecen significativamente al metabolismo.

Podemos sustituir el refresco por algo igualmente sabroso:


Si has llegado hasta aquí con tu lectura, entonces tendrás tu premio.

La magia del agua


Primero lo primero, el agua es lo más importante que podemos darle a nuestro cuerpo. Sabías que el mayor componente del agua es el oxígeno? Y si aprendiste algo en esta lectura podrás responder esta simple pregunta ¿que necesita el cuerpo para tener un metabolismo sano? Así es, oxígeno.

Agua y más agua, esa tiene que ser si o si nuestra bebida principal, no en té, café, jugos o refrescos. AGUA. Del grifo, filtrada, mineral, de una botella o bidón o de dónde prefieras, pero agua. AGUA SOLA. Sí está claro verdad? jeje.

Pero cuando tengas ganas de tomar algo más sabroso que el agua. Un licuado de frutas, endulzado con un poco de Stevia es la opción ideal. Y por favor ten en cuenta estas 2 cosas:
Incluye la pulpa porque la fruta tiene mucha azúcar y la pulpa ayuda a contrarrestar un poco ese pico alto de azúcar a través de la fibra.
No tomes en exceso, por la misma razón que la anterior. La fruta tiene mucha azúcar, si tomas mucho estarás consumiendo una cantidad grande de calorías aún habiendo endulzado con Stevia.

 
Espero que esta información te haya sido de utilidad, como decíamos más arriba, con buena información tomamos buenas decisiones. Es mejor así que hacerlo porque “nos dijeron”, esas decisiones sin fundamentos sólidos duran muy poco.

Comparte esto entre tus conocidos y amigos y comenta más abajo que te ha parecido!

Y por último aprovecho para invitarte a que puedas conocernos más y empezar a hacer ejercicio con nosotros. Aquí puedes suscribirte a nuestro canal de Youtube.


Deja un comentario